viernes, 22 de julio de 2011

Yo quisiera que escribir aquí y en las servilletas de bravissimo cuando voy a tomar mi milkshake, me apasionara tanto como antes; incluso quisiera que al despertar en las mañanas, me emocionara tanto como antes. Pero de mi, la vida no obtiene nada y es porque las razones ya se me acaban.

3 comentarios:

  1. Siempre hay momentos en la vida en que nos hay inspiración, sólo somos vacío. Pero aprovecha: el cambio es oportunidad.

    Un besazo.

    ResponderEliminar
  2. Ya volverán los momentos de pasión.
    La vida suele ser así, darnos un poco y quitarnos otro tanto.

    Paciencia.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. super verdadero =(
    o os motivos e incentivos se ven tan lejanos que a veces parecen no tener suficiente peso...

    ResponderEliminar